Cómo aplicar el protector térmico para cuidar tu cabello

En la búsqueda de un cabello radiante y saludable, el uso de herramientas térmicas como secadores, planchas y rizadores es común en nuestras rutinas diarias. Sin embargo, este amor por el estilismo puede tener un costo: el daño térmico.

Aquí es donde entra en juego el protector térmico, una herramienta esencial en el arsenal de cuidado capilar.

En este artículo, te guiaremos a través del arte de aplicar el protector térmico en tu cabello de manera efectiva.

Desde los pasos básicos hasta consejos profesionales, descubrirás cómo este escudo invisible no solo protege tu melena del calor extremo, sino que también añade un toque de cuidado y brillo a tu rutina de estilismo.

Prepárate para aprender la técnica adecuada y descubrir los secretos para mantener tu cabello fuerte, hermoso y protegido contra las altas temperaturas.

 

Preparación del Cabello Antes de Aplicar el Protector Térmico

Antes de la aplicación del protector térmico, es esencial comprender la importancia de preparar adecuadamente tu cabello para esta defensa contra el calor extremo.

La preparación no solo establece el escenario para una aplicación efectiva, sino que también asegura que tu cabello aproveche al máximo los beneficios del protector térmico.

Limpieza Profunda: Comienza con un lavado profundo utilizando un champú suave y nutritivo. Limpiar tu cabello elimina residuos de productos anteriores, aceites naturales y contaminantes ambientales, creando un lienzo limpio para la aplicación del protector térmico.

Acondicionamiento e Hidratación: Aplica un acondicionador hidratante para suavizar las cutículas del cabello y mejorar su capacidad para retener la humedad. La hidratación es clave para contrarrestar la sequedad que puede resultar del uso frecuente de herramientas térmicas.

Secado Cuidadoso: Antes de aplicar el protector térmico, asegúrate de que tu cabello esté completamente seco. Si es posible, opta por secarlo al aire para reducir la exposición al calor. Si necesitas usar un secador, ajusta la temperatura a un nivel bajo o medio para evitar daños adicionales.

  Peinados fáciles para pelo crespo

Desenredado Suave: Desenreda tu cabello con un peine de dientes anchos para evitar tirones y roturas. Un cabello desenredado facilita la aplicación uniforme del protector térmico, asegurando que cada mechón esté cubierto de manera efectiva.

Técnicas para Distribuir el Protector Térmico de Manera Uniforme

La aplicación del protector térmico es un arte en sí misma, y la distribución uniforme es la clave para asegurar una protección efectiva en cada hebra de tu cabello.

Aquí exploraremos técnicas profesionales para garantizar que este escudo protector se aplique de manera uniforme, maximizando su capacidad para resistir el calor y mantener tu cabello saludable.

Elección del Producto y Cantidad: Comienza seleccionando un protector térmico de calidad que se adapte a tu tipo de cabello. La cantidad exacta puede variar según la longitud y grosor de tu melena, pero, en general, apunta a una cantidad suficiente para cubrir tu cabello de manera uniforme sin saturarlo.

División del Cabello: Divide tu cabello en secciones manejables. Esto facilitará la aplicación del protector térmico, asegurando que cada mechón reciba la cantidad adecuada de producto. Las secciones también ayudan a evitar la omisión de áreas y garantizan una cobertura completa.

Aplicación de Raíces a Puntas: Comienza aplicando el protector térmico desde las raíces hasta las puntas. Esto garantiza que cada parte del cabello, incluidas las puntas propensas a daños, reciba la protección necesaria. Usa tus dedos o un peine de dientes anchos para distribuir el producto de manera uniforme.

Peinado para Distribuir: Usa un peine de dientes finos o un cepillo para peinar tu cabello después de aplicar el protector térmico. Esto no solo ayuda a distribuir el producto de manera uniforme, sino que también elimina cualquier exceso y evita la saturación.

Enfócate en las Puntas: Las puntas del cabello son especialmente vulnerables al daño térmico. Presta especial atención a estas áreas durante la aplicación, asegurándote de que estén bien cubiertas. Si es necesario, aplica una pequeña cantidad adicional para una protección adicional.

  Aprende a hacer mechas en casa con papel aluminio en solo 3 pasos.

Cómo Potenciar la Efectividad del Protector Térmico en el pelo

Más allá de la aplicación inicial, maximizar los beneficios del protector térmico implica comprender y adoptar estrategias adicionales que refuercen su efectividad y mejoren la salud general de tu cabello.

Aquí, exploraremos consejos profesionales y trucos para potenciar la acción del protector térmico, garantizando un escudo sólido contra las altas temperaturas y un cabello deslumbrante.

Ajuste de la Temperatura de las Herramientas Térmicas: Opta por ajustar la temperatura de tus herramientas térmicas de acuerdo con las necesidades de tu cabello. No siempre es necesario utilizar la temperatura más alta. A menudo, un calor moderado es suficiente para lograr el estilo deseado sin someter tu cabello a un exceso de calor que podría comprometer su salud.

Espaciado entre Sesiones de Estilismo: Evita el estilismo térmico diario. Deja que tu cabello descanse entre sesiones de calor para permitir su recuperación natural. Este período de descanso no solo minimiza el daño acumulativo, sino que también permite que los productos de cuidado, incluido el protector térmico, actúen de manera más efectiva.

Elegir Productos Complementarios: Combina el uso del protector térmico con productos complementarios, como acondicionadores profundos y tratamientos reparadores. Estos productos adicionales ayudarán a nutrir y fortalecer tu cabello, creando una sinergia para combatir los efectos del calor y mejorar la salud general de tu melena.

Evitar el Exceso de Producto: Más no siempre es mejor. Evita aplicar en exceso el protector térmico, ya que esto podría hacer que tu cabello se vea grasoso y dificultar la distribución uniforme. Utiliza la cantidad adecuada para tu tipo de cabello y ajusta según sea necesario.

  Se debe lavar el cabello despues del tinte

Protección Adicional en Climas Extremos: En climas extremadamente cálidos o húmedos, considera reaplicar el protector térmico durante el día para mantener la protección. La exposición repetida al calor puede debilitar la efectividad del producto, por lo que un toque adicional puede ser beneficioso.

 

La aplicación de un protector térmico en el cabello es un paso crucial para mantener su salud y belleza.

El calor excesivo de herramientas de styling como planchas y secadores puede dañar el cabello y causar efectos a largo plazo, por lo que la protección térmica es un aspecto clave para mantenerlo saludable.

Acerca del autor

Anna

Ver todos los artículos